miércoles, 29 de diciembre de 2010

En una sala de espera sin esperanza.


Este "Adiós" no maquilla un "Hasta luego",
este "Nunca" no esconde un "Ojalá".
Estas cenizas no juegan con fuego,
este ciego no mira para atrás.

A este ruido, tan huérfano de padre,
no voy a permitirle que taladre un corazón podrido de latir.
Este pez ya no muere por tu boca,
este loco se va con otra loca,
estos ojos no lloran más por tí.

"Tan solo soy una mitad partida por la mitad."
- J. Sabina.

2 Gritos al vacío :

Anairo Draculesti dijo...

Benjamin Button ^__^

Hermoso poema, me encantan las metáforas y el uso de ciertos modismos.

Besos de neón.

mari carmen dijo...

mee gusttaa tu blog :)
te sigo

Publicar un comentario

lugares donde gritar.